D E M O C R A T O P I A

Deseo ofrecer una disculpa y clarificación con respecto al contenido disponible en este espacio. Es importante destacar que la naturaleza del material publicado en esta página no es original, sino que consiste en gran medida en resúmenes derivados de diversos manuales de estudio mejor o peor referenciados. Estos resúmenes varían en su grado de textualidad y en la calidad de las referencias académicas utilizadas, abarcando desde citas directas hasta interpretaciones más libres de los textos originales.

Además, es relevante mencionar que en algunos casos, estos resúmenes y contenidos son elaborados con el apoyo de herramientas de Inteligencia Artificial. Por tanto, me gustaría reiterar nuestras disculpas por cualquier confusión o malentendido que haya podido surgir debido a la falta de claridad respecto a la naturaleza y el origen del contenido en kibbutzpsicologia.com.

Clasificación de los trastornos de ansiedad

Sandín (1997). Los trastornos de ansiedad difieren de la ansiedad o miedo normales por ser excesivos y mantenerse más allá de los períodos normales de desarrollo (p. ej, la ansiedad de separación o ciertos miedos pueden ser apropiados en las primeras etapas del desarrollo evolutivo.

Una característica de los trastornos de ansiedad es que el miedo y/o la ansiedad se experimentan de forma excesiva, tanto en intensidad como en frecuencia. El miedo y la ansiedad pueden solaparse en un mismo trastorno, aunque, como indicamos atrás, también pueden diferenciarse. Los trastornos de ansiedad difieren entre sí en función del tipo de situaciones elicitadoras del miedo/ansiedad y según la ideación cognitiva asociada (pensamientos o creencias asociados al trastorno).

Neurosis y ansiedad: la aportación de Freud

William Cullen (1710-1770). Utiliza por primera vez el término de neurosis. Cullen consideró que las neurosis (irritabilidad, nerviosismo, estado de ánimo deprimido, etc.) eran trastornos producidos por una alteración del sistema nervioso (alteración en los fluidos neurales). Esta concepción, que coincidía con la moda «neurocéntrica» de la segunda mitad del siglo XVIII, significó conceptualizar los trastornos emocionales como alteraciones del sistema nervioso.
Barlow (1988). Observaciones sobre conductas fóbicas, obsesivo-compulsivas y otras manifestaciones de la ansiedad existen desde antiguo, pero solo recientemente se han integrado en tos sistemas nosológicos. Por ejemplo, el término «ansiedad» no aparece en la CIE hasta su séptima revisión, publicada en 1955 (Barlow, 1988).
Roth (1992). Desde la psiquiatría desarrolló la idea del «síndrome neurótico general» referido inicialmente por Tyrer (1989) como un continuo unitario en cuyos polos opuestas se sitúan la ansiedad y la depresión. El planteamiento de Roth es equivalente al punto de vista teórico de Tyrer, que entendió y clasificó las neurosis corno pertenecientes a una entidad nosológica unitaria, estando los pacientes neuróticos distribuidos a lo largo de un continuo, ocupando un extremo aquellos individuos en los que predominan los síntomas de ansiedad, y el otro extremo los que exhiben depresión como síntomas predominantes.
Hans J. Eysenck (1916-1997). En sus trabajos sobre el concepto de «neuroticismo» planteó la conducta anormal en términos dimensionales más que categoriales.
Sandín y Chorot (1993); Sandín et al (2004). El síndrome neurótico general consiste únicamente en una estructura subyacente, ya que solo puede ser diagnosticado en presencia de un perfil premórbido específico de «personalidad inhibida o dependiente», y en ausencia de sucesos vitales antecedentes, los cuales, como sabemos, suelen desempeñar un papel importante como desencadenantes de los trastornos de ansiedad.


Es a partir del último tramo del siglo XIX, mediante la influencia de Freud, cuando comienza a desarrollarse de forma consistente el concepto de neurosis y, en particular, la psicopatología de la ansiedad, Freud conceptualizó la ansiedad en términos de una «teoría de señal de peligro», destacando que la ansiedad consistía en una reacción emocional que servía para señalar la presencia de una situación peligrosa, p.ej., la presencia de una amenaza (concepto muy similar al que se tiene actualmente sobre la ansiedad). Freud, por otra parte, estableció que la ansiedad constituía el componente central de las neurosis. Este autor empleó el concepto de «neurosis» (o psiconeurosis), con fines descriptivos y etiológicos. La teoría de Freud sirvió para conceptualizar definitivamente las neurosis como trastornos de origen no orgánico (en contra de los supuestos originales de Cullen).

Una aportación importante de Freud fue su clasificación de los neurosis. Distinguió entre dos grandes tipos de neurosis, según que la ansiedad fuera experimentada o inferida:

  • Ansiedad sentida o experienciada. Incluyó las neurosis fóbicas y las neurosis de ansiedad. Desde una óptica actual englobarían al TAG y al TP.
  • Ansiedad inferida. Incluyó la neurosis obsesivo-compulsiva y la histeria. Desde una óptica actual, las neurosis fóbicas incluirían los distintos tipos de fobias (fobias específicas, fobia social y agorafobia) el TEPT.

Para Freud, la histeria incluía los tipos de histeria de conversión e histeria disociativa descritos en el DSM-II, y se correspondería con los trastornos actuales (DSM-5) descritos como trastorno de conversión o trastorno de síntomas neurológicos funcionales (incluido en el espectro de los trastornos de síntomas somáticos) y trastornos disociativos, respectivamente. Destacar que, de acuerdo con Freud, todas estos trastornos podrían conceptualizarse como trastornos de ansiedad, ya que esta constituye el elemento psicopatológico primaria en todos ellos.

Las neurosis se han entendido generalmente como trastornos contrapuestos a la psicosis:

  1. En la neurosis permanece intacto el contacto con la realidad.
  2. En la neurosis no existe violación de las normas sociales.
  3. Los síntomas de la neurosis son reconocidos por el paciente como inaceptables.
  4. En la neurosis el principal foco de alteración lo constituyen los síntomas de malestar/ sufrimiento emocional (básicamente ansiedad).

Freud (1856-1939) consideró que las categorías de neurosis y de psicosis se sitúan sobre una único dimensión de «Funcionamiento del yo». Separó las neurosis de las psicosis en base a que las psicosis poseen mayor grado de «regresión» del yo que las neurosis, y estas mayor que en las personas normales. Por su parte, Eysenck (1916-1997) entiende las neurosis y las psicosis según dimensiones independientes (asociadas a las dimensiones de neuroticismo y psicoticismo, respectivamente).

El neuroticismo se define como la tendencia a experimentar con frecuencia emociones negativas intensas en respuesta a las situaciones de estrés. Estas emociones pueden ser diversas (incluyendo, por ejemplo, la irritabilidad y el enfado e ira), pero generalmente se han referido a la ansiedad, el miedo y el ánimo depresivo.

DSM-III: nueva era de los trastornos de ansiedad

El grupo de «Trastornos de ansiedad», como grupo separado de otros trastornos mentales, se establece por primera vez con la publicación de la tercera edición del DSM III (APA, 1980). La publicación DSM-III significó un cambio radical respecto a sus antecesores y supuso una notable mejora respecto a cualquier sistema al uso de clasificación categorial de los problemas de ansiedad y, en particular, significó el comienzo de una nueva era en la conceptualización y diagnóstico de los trastornos basados en la ansiedad. Comparado con las anteriores ediciones del DSM, es más descriptivo y detallado, más específico (los trastornos de ansiedad son definidos con gran especificidad y operatividad de criterios), más fiable y válido, elude los supuestos etiológicos psicodinámicos (es ateórico) y se centra más en conductas observables que en conductas inferidas.

Clasificación actual de los trastornos de ansiedad: el DSM-5

En lo que concierne a los trastornos de ansiedad, el principal cambio introducido por el DSM-5 consistió en eliminar del grupo de trastornos de ansiedad el TOC y los trastornos asociados a estresores (el TEPT y el trastorno de estrés agudo). Estos dos tipos de trastornos son ubicados en dos nuevos grupos de trastornos. Merece la peno señalar que el DSM-5 incluye un trastorno de ansiedad (el trastorno de ansiedad a la enfermedad) en el grupo de «Trastorno de síntomas somáticos y trastornos relacionados». El manual asume que puede clasificarse en este grupo o en el grupo de los trastornos de ansiedad, habiendo optado por incluirlo en el primero por simple conveniencia.

DSM-III Trastornos de ansiedadDSM-5 Trastornos de ansiedadCIE-11 Trastornos de ansiedad
Trastorno de ansiedad de separación1Trastorno de ansiedad de separaciónTrastorno de ansiedad de separación
Mutismo selectivo2Mutismo selectivoMutismo selectivo
Fobia simpleFobia específicaFobia específica
Fobia socialTrastorno de ansiedad social (fobia social)Trastorno de ansiedad social
Trastorno de pánicoTrastorno de pánicoTrastorno de pánico
AgorafobiaAgorafobiaAgorafobia
Trastorno de ansiedad generalizadaTrastorno de ansiedad generalizadaTrastorno de ansiedad generalizada
Trastorno de ansiedad inducido por
droga/medicación3
Trastorno de ansiedad inducido por sustancias
Trastorno de ansiedad debido a una condición médica3Síndrome de ansiedad secundario
Trastorno de ansiedad atípicoOtro trastorno de ansiedad especificado4Otro trastorno de ansiedad o miedo especificado
Trastorno de ansiedad no especificadoTrastorno de ansiedad o miedo NO especificado
Trastorno de ansiedad a la enfermedad5
Trastorno obsesivo-compulsivo
Trastorno de estrés postraumático
Trastorno de evitación en la infancia e adolescencia
Trastorno de hiperansiedad
Nota. 1Clasificado en el grupo de «Trastornos de inicio en la infancia, la niñez o la adolescencia», subgrupo de «Trastornos de ansiedad en la infancia o adolescencia». 2Clasificado en el grupo de «Trastornos de inicio en la infancia, la niñez o la adolescencia», subgrupo de «Otros trastornos de la infancia, la niñez o adolescencias. 3Trastorno de ansiedad introducido por el DSM-IV. 4Nueva categoría del DSM-5. 5Aunque este trastorno es ubicado por el DSM-5 en el grupo de «Trastorno de síntomas somáticos y trastornos relaciónados», asume que puede incluirse igualmente en el grupo de los trastornos de ansiedad. Las categorias CIE-11 3e basan en el borrador de esta edición recuperado el 18 de mayo de 2020 de: https://icd.who.int/en

Referencias

  • Belloch, Sandín, Ramos Campos, and Sandín, Bonifacio. Manual De Psicopatología. 3ª edición. Madrid [etc.]: McGraw-Hill Interamericana De España, 2020. Print.

Deja un comentario

14 + 17 =

Ir al contenido